¡Ya están de nuevo disponibles todos los productos!
0 Carrito
Añadir al carrito
    Tienes artículos en tu carrito
    Tienes 1 artículo en tu carrito
    Total
    Finalizar pedido Seguir Comprando

    Blog - Viajar con niños

    Los mejores destinos para viajar con niños en Navidad

    Los mejores destinos para viajar con niños en Navidad

    Queda muy poco para Navidad, el período más mágico del año para los niños y niñas. 

    Y en estas fechas es habitual que las familias hagáis una escapada para desconectar unos días y recargar pilas para el próximo año.

    Para los que todavía no habéis escogido vuestro destino de viaje estas fiestas os podáis inspirar con estas propuestas navideñas.

    Laponia

    Sin duda, Laponia es el mejor lugar para viajar en fechas cercanas a la Navidad. Aquí será fácil cumplir los sueños de los más pequeños con experiencias tan especiales como el encuentro privado con Papa Noel en la cabaña del Bosque Mágico, la visita a la fábrica de los juguetes con los simpáticos elfos, el safari de huskies, la salida en moto de nieve, el paseo en trineo de renos, la visita a la granja de renos o descubrir las auroras boreales.

    Montreux

    Otra opción más próxima y económica para conocer a Papa Noel es viajar a Montreux en Suiza. La casa de Papa Noel os espera a 2000m de altura en un lugar solo accesible con el cremallera y con unas vistas increibles. Papa Noel estará esperando a los peques desde el 24 de noviembre al 24 de diciembre, así que no olvidéis reservar con antelación porque son fecha muy concurridas. Además en Montreux Noel podréis visitar el mercado con un montón de paradas con decoración y gastronomía navideñas y también disfrutar de atracciones y espectáculos llenos de magia.

    Disneyland París

    Siempre es buen momento para viajar a Disneyland París, sin embargo es en Navidad cuando este mágico lugar brilla todavía más con calles llenas de luces y un enorme árbol de Navidad. Os espera una deslumbrante cabalgata de Navidad y, además de los personajes de Disney, también podréis encontrar a Papa Noel durante estas fechas tan especiales. Un mundo mágico lleno de alegría navideña.

    Londres

    Londres es otro de nuestros destinos preferidos también en Navidad. En estas fechas además de las actividades habituales com ver el Big Ben, subir al London Eye, pasear en barco cerca del puente de la Torre de Londres o encontrar la as momias del British Museum, se suma disfrutar de los mercados navideños que encontraréis casi en cada esquina o mejor dicho en casi cada plaza de la ciudad como  el que hay en la ribera del Támesis, el que está junto al London Eye, el de Leicester Square, el de Trafalgar Square, entre otros. Ahora bien, el más espectacular  que os dejará con la boca abierta es Winter Wonderland un mercado navideño enorme con un montón de paradas y atracciones. Y en estas fechas más que nunca, no olvidéis incluir en vuestra ruta la visita a la juguetería Hamleys.  

    Port Aventura

    Si no contáis con muchos días de vacaciones, una opción divertida y entrañable es Port Aventura. Un gran parque de atracciones en los que podéis pasear por sus seis mundos rodeados de atracciones que disparan la adrenalina y espectáculos divertidos y entretenidos. Aunque es probable que hayáis estado alguna que otra vez, bien vale una visita en estas fechas en las que sus calles se llenan de lunes, personajes y decoración navideña.

    Nueva York

    ¿Quien no ha soñado alguna vez en patinar en la icónica pista de hielo de Rockefeller Center bajo el gran árbol iluminado de Navidad? Pues ahora es el momento de preparar vuestro viaje a esta gran ciudad. En la ciudad se respira la Navidad con sus mercados navideños, las luces de las calles y los cantos de villancicos y gospel que no dejan indiferente a quien los escucha. Además en el centro comercial Macys se instala Santaland, una aldea mágica con Elfos y en la que podréis encontrar a Papa Noel y entregarle la carta con vuestros deseos. Si queréis seguir patinando, en Central Park está Wollman Rink, una pista de hielo desde la que podréis admirar el skyline de la ciudad. Y si queréis divertiros viendo cómo los americanos decorar sus casas en estas fechas solo tenéis que acercaros hasta Dyker Heights en Brooklyn para alucinar. 

    Marruecos

    Un destino de moda con el que sorprender a los niños y niñas. Viajar a Marrakech y visitar esta ciudad con su enorme medina en la que parece que se haya detenido el tiempo. De camino al desierto, visitar la kasbak más famosa y sorprendente y pasar por las gargantas de Dades y Todra. Y finalmente, llegar al desierto, dormir en un haima entre dunas y pasear en camello. Hasta aquí ya merece la pena el viaje y si a esto le añades el encuentro sorpresa con los Reyes Magos de Oriente, se convertirá en un recuerdo inolvidable para los más pequeños.

    Ideas de viajes con niños para Semana Santa

    Ideas de viajes con niños para Semana Santa

    Llevamos meses esperando las vacaciones de Semana Santa y, por fin, ya solo quedan unos días para que llegue el momento de disfrutar de este "break" que tanto nos ayuda a recuperar energía y que tan bien nos sienta a todos.

    Los más afortunados, entre ellos los niños y niñas, disfrutarán de 11 días completos para hacer aquello que más les guste y combinarlo con una escapada más o menos larga.

    Descubre 8 propuestas para viajar en familia en Semana Santa:

    Londres o París son un éxito seguro independientemente de la época del año en que viajéis a estas ciudades. Una escapada a uno de estos destinos combinada con la visita de un parque temático es el sueño de cualquier niño. Para explorar estos destinos, incluso antes de coger un avión, contamos con el Kit del Explorador de Londres o París, una guía interactiva con actividades para motivar a los pequeños a descubrir todos sus monumentos, parques, museos y lugares más especiales para ellos. 

    París, una de las ciudades más bellas que existen y con mil opciones para grandes y pequeños. La Torre Eiffel por sí sola ya merece venir hasta aquí y el paseo por el Sena es uno de los momentos más especiales de este viaje. Si le sumamos la esperada visita a Eurodisney, París se convierte en un viaje inolvidable que calará en los corazones y recuerdos de los peques.

    París con niñosY qué decir de Londres, esa ciudad tan dinámica que te engancha y a la que nunca te cansas de volver. Uno de los momentos estrella y también de los más esperados es, sin duda, la ruta guiada para seguir los pasos de Harry Potter, ese pequeño mago que ha enamorado a tantos niños y niñas. Ver en persona los monumentos que tantas veces hemos visto en las películas hace que tengamos la sensación de ya haber estado antes en estas ciudad aunque sea en realidad la primera vez. 

    Londres con niños

    Otro de los destinos que están de moda y que nos encanta explorar es Lisboa. Una opción factible en función de donde viváis es coger el coche y acercaros hasta esta acogedora ciudad. Las calles empinadas de sus barrios más famosos como Alfama o el Barrio Alto conservan todavía todo su encanto y autenticidad. Subir a uno de los tranvías que surcan sus calles hacen las delicias de los más pequeños. Una ciudad ideal para explorar en 3 o 4 días. Y no podemos marchar de Lisboa si no hemos probado uno de los míticos pasteles de belem, están deliciosos. Una visita que encantará también a los peques es el Oceanario para descubrir la vida marina, es uno de los más grandes de Europa. Y si la Semana Santa viene acompañada de buen tiempo, es una buena idea acercarse a Cascais y disfrutar de un día de playa.

    Amsterdam es un destino genial para una escapada en familia de cuatro días, tiempo suficiente para ver la ciudad tranquilamente, pasear en bicicleta y por los canales y descubrir esta ciudad encantadora. Si además contáis con algunos días más no os podéis perder sus campos de tulipanes y sus molinos de viento. Amsterdan es una ciudad que está muy preparada para viajar con niños, cuenta con parques ideales para que pasen un buen rato jugando y también museos y entretenimientos variados para combinar con las otras visitas más monumentales.

    Amsterdam con niños

    Dicen que todos los caminos llevan a Roma y si vuestro destino esta SemanaSanta es esta bella ciudad no os arrepentiréis. Historia, cultura, diversión y gastronomía adaptada a los gustos de los más pequeños es una combinación perfecta. La Fontana de Trevi, la Boca de la Verdad, el Coliseo, el Panteon,... calles encantadoras con terracitas preciosas en las que disfrutar de una pizza buenísima, sin olvidar acercarse hasta el Vaticano y el Museo de Leonardo da Vinci, Tecnotown o el planetario.

    Roma con niños

    ¿Y qué os parecería descubrir uno de los castillos más grandes y sorprendentes de Francia? Si, ¡nos referimos a Carcassone! Esta ciudad medieval es perfecta para hacer una escapada en familia. Sus murallas, calles empedradas e imponente castillo nos trasladarán a otra época. Además por Carcassone pasa el Canal du Midi, una obra de ingeniería para unir el océano Atlántico y el Mar Mediterráneo y que  cuenta con un sinfín de esclusas y es uno de los atractivos de la ciudad. Combinar la visita a la ciudad enmurallada con un paseo en barco por el canal o bien un paseo en bicicleta por su orilla es una actividad perfecta para que los niños lo pasen genial.

    Carcassone con niños

    Praga es otra ciudad preciosa que podéis visitar en Semana Santa, una ciudad de cuento. Además de pasear por sus calles y descubrir los monumentos más característicos como el Castillo de Praga, la torre Petrin o el reloj astronómico, si viajáis con niños no os podéis olvidar de visitar el Museo Lego y el Museo del Juguete, asistir a un espectáculo de Teatro negro, dar un paseo en barco y seguir los pasos del gran músico Amadeus Mozart.

    Praga con niños

    Y la última de las propuestas que os hacemos en este post es una ruta por Baviera para disfrutar de Munich, su capital, descubrir bonitos pueblecitos en la zona y descubrir castillos increíbles como el de Neuschwanstein. Todo ello combinado con paisajes preciosos explorando sus parques naturales. Ah, y no olvidéis llevaros vuestros bañadores para deleitaros de baños termales en el parque temático There Erding Munich. El parque Paymobil de Núremberg o Legoland en Gunzburgo son algunas de las visita imprescindibles para que sea un viaje inolvidable.

    Baviera con niños

    Estas son nuestras propuestas para disfrutar de esta Semana Santa en familia.

    Y para recordar todos estos momentos, no olvidéis llevar un diario de viaje para que vuestros hijos lo completen con los mejores momentos y no los olviden nunca.

    Descubre Mi Diario de Viaje y Aventuras aquí

     

     

    Vacaciones en familia en Navidad

    Vacaciones en familia en Navidad

    La Navidad es una época cargada de emoción y, sobre todo, para que los niños la disfruten de las vacaciones en familia. El entusiasmo, sonrisas e ilusión que sienten se traslada a la inmediaciones de tu hogar.

    En este artículo queremos proponerte ocho planes de viajes navideños de ensueño. ¡Viajar en familia siempre es un acierto!

    Nueva York (Estados Unidos)

    Una de las escapadas en familia más populares es Nueva York, una ciudad que no te va a fallar en una Navidad con niños. Se trata de la conocida como Gran Manzana, lugar donde se han rodado tantísimas películas con ambiente navideño y cargas de luminosidad. Allí encontrarás el gran árbol de Navidad del Rockefeller Center, con una copa decorada con cristales Swarovski. También alberga la ciudad divertidas pistas de hielo tan míticas como las de Central Park o Bryant Park. Por supuesto, a lo largo de la ciudad se amontonan las concentraciones de Santa Claus y sus mercadillos navideños, cuyo producto gastronómico estrella es el bastoncillo de caramelo.

    Disneyland Paris (París, Francia)

    Uno de los sitios para ir en familia que más ilusión genera a los pequeños de la casa es, sin duda, Disneyland Paris. Allí podrán pasear alrededor de la magia y fantasía que desprenden todos aquellos personajes y localizaciones de las películas Disney. Este parque temático aprovecha la Navidad como ningún otro, ya que cuenta con un amplio repertorio de villancicos, espectáculos de luces y efectos especiales.

    Entre los más destacado se encuentran las luces mágicas de Mickey, las cabalgatas gigantescas, las increíbles Navidades de Goofy y, como no podía ser de otra forma, el musical de Frozen. Sin duda, uno de los mejores destinos para viajar con hijos.

     

    Brujas (Bélgica)

    Pasear por Brujas, sea la época que sea, nos recuerda a un decorado navideño. De este modo, imagina cómo de disfrutable puede ser en una Navidad con niños. Se trata de una ciudad que aprovecha cada espacio durante esta época para desbordar ilusión y fantasía. Algunas actividades destacadas en diciembre son patinar sobre el hielo, pasear entre mercadillos navideños y degustar los más sabrosos chocolates y dulces del momento. Además, Brujas cuenta con un festival único de esculturas de nieve y hielo conocido como Ice Magic Hasselt.

    Rovaniemi (Finlandia)

    ¿Crees posible planificar un viaje a la casa de Papa Noel? Tus hijos estarán encantados cuando les lleves a la ciudad de Papá Noel, situada entre bosques, ríos helados y auroras boleares en Rovaniemi. En este paraje del Círculo Polar Ártico se pueden realizar infinidad de actividad, además del obligatorio viaje a ver a Papa Noel. Por ejemplo, existe un parque de perros huskies, excursiones sobre trineos de renos, Santa Park y, lo más increíble de todo, ¡un hotel construido en hielo!

    Merzouga (Marruecos)

    Un destino exótico para viajar en Navidad con tu familia es el mismísimo desierto del Sahara. ¿No parece muy navideño, verdad? Pues te informamos que, durante el puente de diciembre (del 6 al 8), cruzan el desierto de Marruecos los Reyes Magos. Allí realizan un encuentro con los niños, a quienes les hace muchísima ilusión ver a sus majestades cabalgar sus camellos y cargados de regalos. Viajar en navidades al desierto ya es de por sí fantástico, ¡imagínate lo que debe ser para tus hijos conocer a los Reyes Magos en persona.

    Selva Negra (Alemania)

    La Selva Negra cuenta ya de por si con bosques, lagos y pueblecitos encantadores. Durante las fechas navideñas estos pueblecitos ganan incluso más encanto con sus populares mercadillos navideños  Se decoran con luces de Navidad, ramas de abeto y puestos de madera artesanal que llenan de magia sus calles. Los aromas que desprenden los mercadillos en Navidad embriagan tus sentidos, sobre todo con el pan de jengibre, el "Glühwein" (vino caliente) y demás dulces típicos de estas festividades. Algunos de los mercadillos navideños que te recomendamos visitar son el de Gegenbach, Triberg, Friburgo o Baden-Baden, sin duda os encantarán. También podréis visitar el impresionante parque de atracciones Europa-Park en el que disfrutareis toda la familia.

    Selva Negra en familia

    The Making of Harry Potter (Londres, Inglaterra)

    Si buscamos lugares mágicos para unas vacaciones en familia navideñas no hay lugar mejor para este cometido que The Making of Harry Potter. Los estudios de Warner, donde se rodaron las películas del aprendiz de mago más famoso de la gran pantalla, se han convertido en un parque temático permanente. Allí, tus hijos podrán rememorar las escenas más conocidas de la saga, como buscar una varita a lo largo del callejón Diagon, visitar los interiores de Hogwarts o, como no, cruzar el andén 9 y ¾. Además, en la ciudad de Londres siempre encontrarás un ambiente muy navideño durante las festividades.

    Montreux (Suiza)

    Otro destino donde podremos visitar la casa de Papá Noel es el Montreux Noël. Si viajas con tu familia, tienes que seguir las experiencias guiadas de la Rue du Lac, una avenida que transcurre a lo largo del lago Lemán. Montreux ofrece a sus visitantes una experiencia navideña cargada de ilusión y rodeada de un paraje alpino impresionante.

    Ocho lugares mágicos y especiales para unas vacaciones en familia en Navidad que vale la pena capturar en un cuaderno de viaje para recordarlas para siempre.

     

    Ideas para preparar tu calendario de adviento navideño

    Calendario de adviento

    El calendario de Adviento es una tradición muy arraigada en nuestra cultura y lo utilizamos para ir descontando los días que faltan hasta la llegada de la Nochebuena. Se trata de un verdadero símbolo de esta temporada, que coincide con el primer período del año litúrgico cristiano y se basa en una preparación espiritual para el nacimiento de Cristo. La cuenta atrás del calendario arranca normalmente el 1 de diciembre.

    ¿Conoces el origen del calendario de Adviento?

    ¿Sabías que el calendario de Adviento tiene su origen en el siglo XIX en Alemania? Era tradición entre las familias evangelistas colocar en sus casas otro símbolo muy característico de este período de tiempo, la corona de Adviento, con cuatro velas. Cada domingo que faltaba para Navidad iban encendiendo una y así llevaban la cuenta de los días.

    Otra forma que tenían de contar era con rayas de tiza en las puertas de las casas. Se pintaban 24 y se iba borrando una por cada día que iba pasando desde el 1 de diciembre. En algunas zonas católicas se permitía a los niños colocar una pluma o una paja en el pesebre cada día, como una buena acción para que Jesús, el día de su nacimiento, pudiera acostarse en él.

    Una costumbre protestante

    La certeza que tenemos es que esta costumbre, tal como la conocemos, se materializó en 1902 en Hamburgo. El librero Friedrich Trümpler fue el primero en imprimir este calendario, que consistía en una especie de reloj de Navidad con números del 13 al 24. Este modelo obtuvo tanto éxito que poco a poco se fue modernizando, y en 1922 ya contaba con 24 números.

    Trümpler era protestante al igual que el editor Georg Lang, a quien otros le otorgan el privilegio de ser el pionero. Lang creó este calendario, basándose en una idea de su madre, con dos láminas de cartón y 24 ventanas, cada una de ellas con un dulce en su interior.

    La mejor forma de disfrutar de la Navidad con niños

    Prepararlo e ir cumpliendo con esta tradición se convierte, sin duda, en la mejor forma de disfrutar de la Navidad con niños. Además, diseñar un calendario de Adviento personalizado aporta muchas más ventajas de las que puedas imaginar. ¿Te has parado a pensar que estas manualidades para niños pueden llegar a ser un gran refuerzo educativo que les aporte importantes beneficios en su desarrollo personal?

    manualidades infantiles

    En primer lugar, es una buena forma de enseñar a los más pequeños a ser pacientes, ya que estos han de esperar cada día su pequeña recompensa hasta la llegada de esta festividad. Se convierte, pues, en una de las actividades con niños que puedes hacer más gratificantes. Así pasarás tiempo de calidad con ellos y disfrutarás de la motivación y la ilusión que desprenderán.

    Por supuesto, es un buen incentivo para desarrollar su ingenio y creatividad ya que, tal como vamos a contarte a continuación, estas manualidades de Navidad se prestan a que dejen volar su imaginación.

    Un dato interesante: el psicólogo estadounidense Russell Grieger, de la Universidad de Virginia, publicó un artículo en la revista Psychology Today en el que aseguraba que repetir pequeños placeres diarios contribuye a crear una red en el cerebro de los niños que les puede servir para afrontar la vida desde una perspectiva positiva.

    Propuestas para diseñar tu calendario de Adviento casero

    Lo cierto es que hay tantos tipos como ideas se te ocurran. No obstante, vamos a ofrecerte nuestras propuestas basándonos en aquellos diseños que son más habituales o en los que pueden estar más al alcance de tu mano. Queremos ponértelo fácil a la hora de conseguir los materiales necesarios y ponerte manos a la obra con tu calendario de Adviento casero. ¡Toma nota!

    • Calendario de Adviento de tela: puedes coser en un trozo de tela 24 pequeñas bolsas y adornar la composición con motivos navideños.
    • Calendario de Adviento de fieltro: con esta lámina textil trabajarás fácilmente. ¿Por qué no recortas 24 corazones y los pegas en un diseño que emule la clásica bota de Santa Claus, o una bola decorativa del árbol de Navidad?
    • Calendario de Adviento de chocolate: consiste en una caja con 24 casillas y en cada una de ellas meterás dentro un bombón.

    calendario adviento fieltro

    calendario adviento sacos tela

     

    Otras ideas interesantes

    También puedes usar para estas manualidades de Navidad cartón, ramitas de abeto, las pinzas de la ropa, vasos desechables enganchados a modo de guirnalda, bolsitas de papel kraft, etcétera. Una idea original es construir el pueblo de Adviento diseñando 24 casas de cartulina o bien utilizar un trenecito y poner un número a cada vagón.

    calendario adviento sobres kraft

    calendario de adviento original

    O colgar los regalos para el calendario de Adviento con hilos en un palo de madera, a modo de marioneta. Estos no tienen por qué ser solamente bombones o dulces. También puedes poner figuras de juguete, monedas, chucherías, actividades para hacer en familia y otras sorpresas.

    En definitiva, lo importante es que tu calendario de Adviento sea original y te permita disfrutar con tus hijos de la Navidad de una forma especial. Y si te apetece que te asesoremos, puedes echar un vistazo a nuestro catálogo accediendo a nuestra tienda online. ¡Te esperamos!

    Descubre los mejores parques nacionales para ir de vacaciones con niños

    senderismo con niños

    Se acerca el verano y es el momento idóneo para ir de vacaciones con niños. Finalizado el curso, podemos aprovechar la oportunidad de conocer nuestra geografía y viajar con la familia.

    Por qué viajar con niños a parques naturales

    La era tecnológica repercute en la salud de nuestros pequeños. El sedentarismo es una de las consecuencias, pero no la única. Realizar escapadas con niños a espacios naturales donde puedan disfrutar del contacto con la naturaleza es fundamental para mejorar su calidad de vida.

    Cómo afecta a la mente de nuestros hijos el contacto con la naturaleza

    Los niños en la naturaleza reciben una gran cantidad de estímulos. Los beneficios de escapar de la ciudad son tantos que muchas escuelas diseñan programas que giran alrededor de esta idea. El rendimiento académico mejora y los psicólogos afirman que reducen las posibilidades de padecer TDAH.

    Cuánto puede mejorar la salud física de los más pequeños en espacios abiertos

    Correr, caer y levantarse, respirar aire fresco y limpio, disfrutar de actividades al aire libre y del contacto con la naturaleza contribuyen a que nuestros hijos crezcan sanos. Estas actividades ayudan a prevenir todo tipo de enfermedades e incluso mejoran nuestros sentidos.

    Los 10 mejores parques nacionales

    1. Huesca: Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

    En pleno Pirineo Aragonés podemos visitar el Parque de Ordesa y Monte Perdido.

    Lo cierto es que Ordesa con niños se convierte en un lugar mágico. Los más pequeños suelen quedarse fascinados por la belleza de su paisaje: acantilados, cascadas, valles… Y todo ello podemos conocerlo por medio de los itinerarios y rutas de senderismo que nos ofrecen.

    ordesa con niños

    2. Lleida: Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio

    40.000 hectáreas protegidas en las que encontraremos picos de más de 3000 metros de altura, lagos de origen glacial (destacando el Lago de San Mauricio) y una enorme biodiversidad: infinitas especies de aves, jabalíes, ardillas rojas, corzos… Y hasta anfibios y reptiles como la rana bermeja o la culebra verdiamarilla. Visitar Aiguestortes con niños es la oportunidad que nos brinda Cataluña de conocer el mundo natural en primerísima persona.

    naturaleza con niños

    3. Asturias - Cantabria - León: Parque Nacional de los Picos de Europa

    ¿Quién no ha oído hablar de los Picos de Europa? El primer Parque Nacional de España ofrece visitas guiadas y rutas de diferentes dificultades que nos permitirán conocer los Lagos de Covadonga, la Ruta del Cares o el mirador del Pico Urriellu. Toda ello lo convierte en uno de los mejores destinos donde viajar con niños.

    4. Ciudad Real – Toledo: Parque Nacional de Cabañeros

    Si vives o te encuentras cerca de Madrid, a dos horas de allí podrás disfrutar de Cabañeros con niños. Este es uno de los mejores bosques  de nuestro país, y podremos realizar rutas acompañados de paisajes repletos de flora y fauna.

    5. Ciudad Real: Parque Nacional de las Tablas de Daimiel

    En las Tablas de Daimiel tendrás la opción de conocer un importantísimo ecosistema acuático. El Parque ofrece visitas de senderismo y la opción de acceder en vehículo a algunas zonas restringidas. Ha sido declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO así que es una grandísima oportunidad de vivir de cerca la naturaleza con niños.

    6. Pontevedra – A Coruña: Parque Nacional de las Islas Atlánticas de Galicia

    Si no hemos oído hablar de Cíes, Ons, Sálvora o Cortegada, nos hemos estado perdiendo la posibilidad de conocer un auténtico paraíso. The Guardian consideró Rodas (en Cíes) la playa más bonita del mundo. Las visitas diarias son limitadas, así que habrá que hacer reserva. Nuestros pequeños no olvidarán esta visita.

    7. Huelva – Sevilla – Cádiz: Parque Nacional de Doñana

    El Parque Nacional de Doñana alberga uno de los refugios del lince ibérico, en peligro de extinción. Dar a los niños la posibilidad de conocer la diversidad animal de este espacio, así como las zonas de marismas y aves acuáticas (hasta 300 especies), es una oportunidad única.

    8. Madrid - Segovia: Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama

    Las vacaciones en auto-caravana con niños pueden ser una experiencia genial para visitar la Sierra de Guadarrama. Si vivimos en Madrid o Segovia podemos visitar su ecosistema de alta montaña mediterránea, en especial La Pedriza o la Laguna de Peñalara.

    9. Cáceres: Parque Nacional de Monfragüe

    Dehesas, roquedos, bosque y matorral mediterráneo nos permitirán hacer una excelente escapada rural con niños, que no deberán perderse la visita al Salto del Gitano y el mirador del Castillo de Monfragüe.

    10. Granada – Almería: Parque Nacional de Sierra Nevada

    Aunque Sierra Nevada debe su fama a la estación de esquí, en realidad es un espacio idóneo para realizar senderismo y montañismo y conocer numerosas especies animales y vegetales. Ubicada a la espalda de la Alhambra, esta sierra debería ser visita obligada.

    Cómo viajar de forma sostenible

    El respeto a la naturaleza, evitando el impacto en el entorno, es indispensable en el turismo sostenible, pero además estaremos conociendo y respetando la cultura de cada pueblo, y podremos contribuir con el comercio local. El aprendizaje de estos valores será indispensable en nuestras vacaciones con niños.

    ¿Cómo motivar a los niños a viajar?

    motivar a los niños a viajar

    Para alcanzar el éxito al irte de vacaciones en familia, debes tener en cuenta algunos factores importantes y ponerlos en práctica. En este artículo, trataremos de darte algunos consejos para viajar con niños y para que tengan la misma motivación y ganas de emprender el viaje que tú.

    La importancia de la motivación a la hora de viajar con niños

    Los niños tienen objetivos totalmente diferentes a los que podemos tener los adultos. Por tanto, debemos respetarlos y aprender a ir de vacaciones con niños, de la misma forma que ellos se amoldan a nuestros hábitos y gustos a la hora de hacer escapadas. Ahora bien, si consigues hacer viajes en familia con todos los integrantes contentos e ilusionados, habrás ganado la primera batalla. ¿De qué depende? De la motivación.

    Por ejemplo, si descubres un paisaje maravilloso, seguramente a ti no te hará falta nada más para disfrutar de ese momento. Sin embargo, los niños solo aguantan observando unos minutos, porque enseguida buscan la forma de divertirse. Ese momento de calma se verá alterado por planes para tirar piedras, jugar al escondite, correr en busca de animales o cualquier otra cosa que se les ocurra en función del entorno.

    Por todo ello, es muy importante que fomentes la motivación en tus hijos y hagas que las escapadas en familia sean juegos como tal.

    Consejos para ir de vacaciones con niños

    La finalidad de estos consejos para viajar es que consigas que el tiempo compartido en familia sea de calidad. Precisamente, para alcanzar dicho objetivo, necesitas despertar la curiosidad y la ilusión de tus hijos pequeños. Te proponemos algunas ideas interesantes para que viajar con niños sea una experiencia maravillosa y que cada vez que vuelvas de una escapada te entren ganas de volver a repetirla pronto.

    Elige sitios para ir con niños que sean interesantes

    El destino es muy importante y, por ello, te animamos a elegir uno entre todos juntos. Además de pasar un buen rato debatiendo sobre sitios para ir con niños, seguro que en poco tiempo llegáis a un acuerdo. Si haces partícipe a los pequeños de la casa de la elección del próximo viaje, será la mejor forma de demostrarles que su opinión también cuenta. Y mucho.

    Además, ya solo con ese gesto, les entran las ganas de que llegue pronto la fecha para ir a ese lugar idílico que tú te habrás encargado de describirle previamente. Un buen truco es contarles historias sobre el destino elegido, o ver alguna película donde salgan paisajes del entorno donde iréis.

    organizar un viaje en familia

    Haz que se hagan responsables de las cosas que se quieren llevar de viaje

    No les hagas tú la maleta, es preferible que ellos mismos se coloquen la ropa y objetos personales que crean que son necesarios para el viaje. Obviamente, tú tendrás que revisar que no falte nada importante. Les encantará ser los responsables de preparar su bolsa de viaje. Les harás sentirte mayores e implicados y ganarás puntos. 

     equipaje niños

    Hazles partícipes de las escapadas en familia

    Explícales que para que un viaje salga bien, lo mejor es llevar una organización de los lugares a visitar o las actividades que hay alrededor. Puedes comprar una guía de viaje para niños o decirles que busquen en Internet (si ya tienen una edad adecuada) información sobre el destino en cuestión, y que así hagan su propia lista de lugares a visitar y descubrir.

    Guía de viaje Londres

    Enséñales una forma original de guardar para siempre los recuerdos de los viajes

    Motívales con la caja de los tesoros. Compra una caja bonita de sus personajes favoritos o bien ayúdales a que ellos mismos creen su caja de los tesoros. Ya solo con eso conseguirás captar su atención. Si además, les explicas que ahí podrán guardar todos los objetos que les llamen la atención, como folletos de lugares, piedras, conchas, posavasos o postales, seguro que les encanta la idea.

    Completar un cuaderno de viaje es una manera de motivarles y entretenerles

    Otra opción muy beneficiosa para llevar a cabo en vacaciones con niños es entregarles a los peques un cuaderno de viaje para que lo completen en el transcurso de los días con momentos especiales, anécdotas graciosas, curiosidades que les hayan llamado la atención o cualquier anotación que ellos crean conveniente. Y además os servirá para tener un maravilloso recuerdo de la vacaciones con tus hijos.
    cuaderno de viaje para niños

    Infórmate de actividades cercanas para hacer con niños

    Siempre que hagas viajes para niños, debes preguntar o buscar información sobre las actividades que hay alrededor de tu lugar de vacaciones para hacer con niños. Muchas de ellas son gratuitas y están especialmente preparadas para ellos. Ellos también se merecen un tiempo dedicado íntegramente a visitar una feria, un museo, un parque o ir al cine a ver una película infantil.

    En conclusión, no olvides la importancia de los trucos que te hemos comentado para hacer unas vacaciones en familia. Gracias a ellos, los niños irán entusiasmados y motivados, mucho más abiertos a disfrutar de la experiencia, a aprender y a sacarle el máximo partido al viaje.

    x

    x
    x